Benenficios de la Medicina Tradicional China. El Otoño y el deporte.

La Medicina Tradicional China puede ser el complemento perfecto para conseguir nuestros objetivos.

El Verano ha tocado su fin y llega esa época tan especial, que es el Otoño.

Septiembre parece el verdadero Enero, ya que es el tiempo de iniciar proyectos, actividades académicas o deshacerse de lo que nos sobra. De esto, precisamente, habla la Medicina Tradicional China (MTC) cuando nos referimos al Otoño y a su Elemento asociado: el Metal.

El Metal tiene una función de purificación y limpieza que implica a sus órganos Pulmón e Intestino Grueso.

Es hora de tirar lo que hemos acumulado, limpiar esa estantería que vemos llena de cosas, que no nos sirven y que todos los días recordamos que deberíamos de ordenar. Así como borrar, de nuestros contactos y de las redes sociales, a aquellas personas que sobran en nuestra vida.

En Septiembre también queremos quitarnos esos kilos de más, fruto de esos caprichos culinarios del verano. Es cuando a todo el mundo le entran las prisas por estar en forma para, luego en Navidad, volver a pecar.

Y en Enero volvemos a empezar… La llamada “operación bikini” que parece que nunca acaba pero que tampoco hemos sabido empezar con cabeza.

¿Podemos crear una adherencia al deporte y a una alimentación saludable sin que sea un sufrimiento?

Por supuesto que sí, y para eso la Medicita Tradicional China tiene algunas ayudas.

Podemos beneficiarnos de su efecto a través de sus técnicas: fitoterapia, acupuntura, electroacupuntura, auriculoterapia… cuyos resultados, a lo largo de los años, las han hecho terapias muy válidas para multitud de patologías.

En el plano deportivo y de pérdida o ganancia de peso, también pueden ser de ayuda:

– Pueden ayudar a la pérdida de grasa corporal. Para esto se sirve de estrategias como calmar el hambre, acelerar el metabolismo, tranquilizar el sistema nervioso, instaurar buenos hábitos alimenticios.

– Servir de ayuda en el rendimiento físico: puede mejorar la resistencia en deportes como el running o la demanda de fuerza máxima en halterofilia, powerlifting o crossfit.

–  Regular las patologías que nos impidan hacer deporte con regularidad: falta de fuerza de voluntad, falta de energía, falta de objetivos…

–  Ayudarnos a ganar masa muscular, mejorando el sistema digestivo e intestinal para mejorar la absorción en caso de dietas hipercalóricas o hiperproteícas.

–  Aliviar o curar lesiones deportivas: esguinces, epicondilitis, contracturas, tendinitis…

En definitiva, la MTC puede ser el complemento perfecto para ayudarnos a conseguir nuestros objetivos en nuestra nueva etapa, sean cuáles sean, ya que es una terapia individualizada, natural y sin apenas efectos secundarios.

Miguel Angel García Hidalgo